Oferta en Liroon

5% de descuento en toda la gama de colchones

COLCHONUNO5

Colchón antiahogo: cómo funciona y por qué es imprescindible

Colchón antiahogo: cómo funciona y por qué es imprescindible
Sr. Descanso
4 minutos

Esperar un bebé es una emoción verdaderamente única. Mamá y papá esperan ansiosos la llegada de su retoño y pronto comienzan a preparar todo lo que les servirá para recibirlo de la mejor manera posible.

Esperar un bebé es una emoción verdaderamente única. Mamá y papá esperan ansiosos la llegada de su retoño y pronto comienzan a preparar todo lo que les servirá para recibirlo de la mejor manera posible.

La cuna y el catre son de las primeras cosas en las que piensas, pero en el sistema de camas, incluso para niños, el colchón juega el papel más importante. Por eso, el colchón antiasfixia para los más pequeños se define como el más seguro.

No se bromea sobre la seguridad de las personas y menos sobre la de los recién nacidos. A la hora de comprar para los niños es bueno que todo esté a la altura y sobre todo que sea apto para su uso, desde juguetes hasta telas, pasando por productos para el cuidado del cuerpo y otros objetos y accesorios para el bienestar del bebé.

Después de preparar lo que el bebé (y la madre) necesitarán en el hospital, empiezas a pensar en volver a casa. Seguramente, el lugar dedicado a dormir habrá que evaluarlo a tiempo: ¿dormirá el pequeño en el cochecito/lanzadera? ¿O mejor comprar una cuna? ¿Por qué no optar por una cesta o una cuna?

Ante estas preguntas, el club de madres se divide, como en todos los temas. Si, por un lado, están los que apoyan una elección, por otro lado, están los que toman partido completamente del lado opuesto. Hablando de cunas y camas, sin embargo, hay que hacer una reflexión particular sobre el colchón.

Te aconsejamos leer la mejor marcha del mercado con estas características: Colchones Lemur

¿Es mejor elegir un colchón antiahogo? ¿Por qué?

Valorar la compra de un colchón antiahogo es importante, ya que permite a los padres disfrutar de una mayor tranquilidad, seguros de haber elegido el producto más seguro para su hijo.

Desafortunadamente, uno de los riesgos a los que está más expuesto el recién nacido es precisamente el ligado al momento de la hora de acostarse. De hecho, hasta el año de vida del bebé, hay que tener mucho cuidado y seguir las indicaciones que se dan para evitar la muerte en la cuna (SIDS). En este sentido, la elección de un colchón antiahogo puede ayudar a los padres a vivir con más tranquilidad el momento del sueño de sus hijos.

Colchón anti-asfixia. Características y cómo reconocerlo

Ser (o volver a ser) padres es un momento especial en la vida y muchas veces no todas las parejas tienen la oportunidad de encargarse de todo. En cuanto al colchón destinado a bebés, la solución podría ser confiar en personas más experimentadas, capaces de ayudar a encontrar la solución a las necesidades de cada familia.

El colchón antiasfixia tiene características diferentes a un «colchón clásico» y en el mercado existen propuesta hecha con características específicas. En este sentido, los colchones antiahogo tienen las siguientes características: 

  1. No contienen sustancias nocivas. Las sustancias nocivas no son buenas para nadie, especialmente para los niños, por eso, casi todos los fabricantes las han eliminado por completo de sus colchones antiahogo.
  2. Procesamiento de perforación. Es una elección particular de tratamiento, que tiene muchos puntos vacíos, creada específicamente para la transpiración y para la seguridad de la anti-asfixia. Esta es la característica más importante, la que diferencia un colchón antiahogo de todos los demás; los espacios vacíos que tiene el colchón en toda su superficie son tales que permiten al niño respirar aunque se dé la vuelta y quede pegado boca abajo.
  3. Retirable. La presencia de una cremallera colocada a lo largo de todo el perímetro del colchón antiasfixia permite retirarlo con absoluta comodidad, facilitando el lavado y la higienización.
  4. Conveniente y práctico. El colchón antiasfixia está concebido, diseñado y construido, pensando íntegramente en las necesidades de los más pequeños. Es un colchón cómodo, no demasiado rígido pero tampoco demasiado blando, resistente, cómodo y de última generación.

El colchón antiasfixia se encuentra entre las opciones más barajadas por las familias. Las tecnologías evolucionan y, como resultado, los productos se vuelven cada vez más específicos y capaces de responder a las necesidades de todos, especialmente cuando los productos están estrechamente relacionados con la seguridad y la salud de los niños.

Colchón antiasfixia: precios

Antes de proceder con la compra de un colchón antiasfixia, es bueno tomarse un tiempo para recopilar toda la información necesaria para hacer la mejor elección. Estudiar las características de algunos artículos y todo lo que pueda ser útil para el bebé es solo positivo, porque hará que la compra sea sumamente consciente y lo más correcta posible.

Los precios de los colchones antiasfixia, como es fácil de imaginar, varían según la solución en la que se coloquen: cuna, cesta, cuco o cuna de camping tienen necesidades diferentes, principalmente en lo que se refiere a las dimensiones. Dicho esto, un colchón antiasfixia puede oscilar desde un precio de unas decenas de euros, hasta superar (aunque sea por poco) los 100 €. Sea cual sea su poder adquisitivo, seguro conseguirás un colchón antiahogo perfecto para el bebé. 

Volver al principio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Colchones.uno
Aviso Legal Política de privacidad Política de cookies